Lo más auténtico de ti, es lo que menos eres

Lo más auténtico de ti, es lo que menos eres.
¿Suena paradójico?

Tratemos de descubrir que hay detrás de está idea.

Eres tres yoes:

  1. Yo Esencial, que es tu neshamá, tu espíritu, la chispa divina que eres sin cambios, sin modificaciones, aquí y en la eternidad. Es tu canal permanente de comunicación con Dios y toda la creación. Es lo que registra hasta el mínimo detalle de tus experiencias en tu existencia terrenal y sobrevive a tu pasaje mundano.
    No depende de ti, sino directamente del Creador.
  2. Yo Auténtico, formado por la neshamá y por lo que tus padres proveyeron para tu formación inicial (básicamente, tu genética). Hasta donde sabemos, al día de hoy no es posible de modificar con tu conducta habitual.
  3. Yo Vivido, son las máscaras que vas asumiendo durante el transcurso de tu existencia que se forman a través de las experiencias y en base a lo que has vivido así como a tus expectativas. Estas son las creaciones que dependen de ti y de tus interacciones. La máscara no nació contigo, te la dieron otros y tú hiciste algo con ella: la aceptaste como irremplazable, la modificaste, la mejoraste, la arruinaste, la desechaste, la usaste y luego ya no, las tienes guardada para ciertas ocasiones, la atesoras pero no la usas, etc.
    Pero están también las máscaras que tú mismo te vas haciendo, de manera consciente o inconsciente. Son esos rasgos, modalidades, actitudes, creencias, fantasías, ideas, anhelos, defectos, virtudes, etc. que asumes como parte de tu vida, aunque quizás un día –o un instante- ya no las uses más.
    No es raro que sus rostros estén pautados por las estrategias del EGO, que sean producto de sus intervenciones, que sean representaciones de él, que como sabes, es un instrumento instintivo y natural tuyo.
    Sumando todo esto, encontramos que hay máscaras del Yo Vivido, o facetas de ellas, que son lo que nos representa con mayor exactitud en este mundo, por ser nuestra elaboración. La cuestión es hallar éstas caras, encontrar cómo armonizan con el Yo Auténtico, y aprender a preservarlas como un producto saludable y no enfermo, de confusión o conflicto interno.

De estos tres yoes, el que depende en gran medida de ti, es el Yo Vivido, es el más tuyo, el que más te pertenece por ser –probablemente- obra tuya, o admisión de tu parte.
Y sin embargo, es el que menos eres.

Tu esencia es eterna, es tu identidad sagrada, es la que perdura de ti más allá de la vida terrenal, pero no es obra tuya, ni tu decisión, ni tu elección, ni puedes optar por quitártela de encima. Tu neshamá eres tú, por Voluntad divina. Eres tú, aquí y allá, es lo más auténtico de ti, pero al mismo tiempo la que en poco y nada has colaborado en formar y mantener.

Tu ser auténtico, proviene de tus progenitores (tus padres y Dios), lo recibes sin que te pregunten, se forma por leyes que no manejas y probablemente no comprendes, te dota de cualidades o defectos que ni imaginas, te identifica de manera única y permanente, aunque tú no tengas injerencia sobre él. Te marca de por vida, aquí en el mundo (y una de sus partes también en la eternidad), eres tú en la esencia microscópica, sin tener nada de ti.

En tanto, el Yo Vivido, ese conjunto confuso, caótico, desorganizado, en permanente cambio, que tiende a ocultar tu autenticidad, a dejar amurallada a tu esencia para que no ilumine, es lo más propio de ti.

¿Comprendes cuáles podrían ser las enseñanzas de estas ideas que te presento hoy?

0 0 vote
Article Rating
Subscribe
Notify of
12 Comments
Oldest
Newest Most Voted
Inline Feedbacks
View all comments
Shaul Ben Abraham

Mi pregunta seria ¿cómo pasar del tercer yo, o Yo vivido, al Yo eterno? ¿cómo hacerlo realidad? Pienso que mediante el segundo, que a mi modo de ver seria como un catalizador, o me equivoco? Por otro lado por epigenética tal vez ese segundo yo si se puede ir modificando…

Shaul Ben Abraham

Es que me dejó pensando en este tema y considero que se pueden estudiar estos tres tipos de Yo de manera interesante. Cuando lo piense bien lo trasmito.

Shaul Ben Abraham

sí, Moré desde luego, pero quiero preguntarle también es el yo vivido similar al nefesh y el yo autentico al ruaj?

Shaul Ben Abraham

Otra pregunta antes de redactar lasa ideas: veo que hace una diferencia entre Yo (de hecho nombra 3 tipos de yo) y el ego, ¿cómo los diferencia si una palabra es traducción de la otra? se que en psicología, su profesión, hay matices que los diferencian.

Shaul Ben Abraham

En efecto: serjudio.com/exclusivo/cterapia/el-yo-y-el-ego

Shaul Ben Abraham

Ahora bien, entendida la diferencia del ego y el Yo, veo que hay una relación o bien interinclusiva entre los tres Yo, en la que por lo general para la mayoría de seres que no nos hemos zafado del ego el Yo vivido abarca y encierra al Yo Autentico y al Yo esencial. Lo ideal, lo buscado, -me imagino, usted me corregirá Moré- es que el Yo Esencial sea el que abarque a los otros dos, o mejor dicho que seamos conscientes de eso que ya es desde la eternidad hasta nosotros. Por otro lado puedo apreciar esto desde otra… Read more »

Shaul Ben Abraham

Gracias a usted Moré por ayudarme a pensar en ese tipo de temas que ayudan al avance personal y colectivo… bueno por algo es Moré

0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x
A %d blogueros les gusta esto: