Resp. 3669 – Varon y mujer: complementarios

Por favor, ¿tendrán algún estudio exegético sobre Gn 3. 16 la sujeción de la mujer al marido?
Adolfo Gomez Sanchez

Shalom,
«¡Bendito el que viene en el nombre del Eterno!» (Tehilim / Salmos 118:26).
Bienvenido y gracias por enviarnos su interesante misiva.

Esa doctrina machista y herética de la mujer «sujeta y sumisa al marido», es propia de los rebeldes en contra del Eterno, los seguidores del falso dios y falso salvado colgado de un madero.

Los fieles al Eterno no pregonan la sujeción y sumisión de la mujer, sino que comprendemos que ambos somos idénticos a ojos del Eterno, solamente que debemos realizar diferentes funciones.
Las funciones femeninas como las masculinas son indispensables para dotar al mundo de equilibrio, crecimiento y paz.
Proponer que unos u otras son superiores, y por tanto con derecho a someter y sojuzgar, es oponerse al designio que el Eterno ha dado a las relaciones humanas.
Esto debe quedar bien en claro.

De paso, es conocido que en la sagrada Tradición el nivel espiritual de la mujer es naturalmente superior al nivel del varón. Por lo cual, el hombre es quien debe cumplir con más mandamientos, esforzarse más. En tanto que a la mujer le es suficiente con cumplir lo suficiente como para no degradarse.
¡Cuán clara y luminosa esta imagen!
¡Cuán diferente a las maliciosas mentiras y ponzoñas que surgen de las doctrinas idolátricas de los misioneros del colgado!

En cuanto al versículo por usted citado:

«A la mujer dijo: -Muchísimo sufrirás en el embarazo; con dolor parirás hijos. A tu hombre será tu deseo y por esto él te dominará.«
(Bereshit / Génesis 3:16)

Todos sabemos que la mujer enamorada centra su pasión sentimental y lascivia en su varón.
Es parte del «ser mujer» el concentrarse únicamente en ese varón amado, en ese hombre, sin echar ojo sobre otros varones. En tanto el enamoramiento persista, esto es lo más frecuente.
A diferencia del varón, que es más habitual que aún estando enamorado mire con deseo a otras mujeres, sin menoscabo en la querencia hacia su esposa.

Es esta fijación femenina a SU varón lo que le permite al hombre «dominarla».
Cuando la fase de enamoramiento cesa, el hombre pierde poder frente a su mujer, y por eso recurre a cientos de artimañas «machistas», para «sujetar y dominar» a su esposa. Una de esas trampas machistas es inventar que por orden divina la mujer está sujeta al hombre…

(Cuando la fase de enamoramiento culmina, suele ser el varón el que queda fijado a esa mujer. Son los hombres los más sensibles, los que sufren de celos, los que hacen hasta lo imposible para que su mujer siga bajo su manto. Es ésta otra muestra de la debilidad masculina, tan propia de nuestro «ser hombre», que se disfraza luego con actos heroicos o con tonteras de machista chauvinista).

Ocurre que ciertas mujeres, aquellas que se aferran a su hombre por razones oscuras e inconscientes, ya no están realmente enamoradas, pero se desviven por sus hombres. Se someten a él. Permite y toleran vejaciones de todo tipo. Son dominadas hasta puntos increíbles.
Ciertamente que esto es parte de un complejo patológico psicológico y no debe ser considerado como «maldición» divina, en Génesis 3:16.

Si le quedan dudas pertinentes, hágalas llegar.

Iebarejejá H’ – Dios te bendiga, y que sepamos construir Shalom.

Moré Yehuda Ribco

 

Su apoyo constante nos permite seguir trabajando

Para enviarnos sus consultas, preste atención a las reglas de nuestro sitio,
léalas haciendo clic aquí.

Technorati Tags:

0 0 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
6 Comments
Oldest
Newest Most Voted
Inline Feedbacks
View all comments
orah

b’sd
genial ,yehuda.
senores saben el dicho
el hombre es la cabeza ,la mujer el cuello=q’ lo mueve al hombre p/ donde quiere jajaja
es verdad,si la mujer es inteligente,ya va a saber como llevar a su hombre..
las q’ se dejan dominar ,es como dice yehuda por un problema psicologico no resuelto..
los 2 crecen juntos,no hay vos sos mas q’ yo.

alberto pelaez

Me ha resultado especialmente interesante esta explicación!! me gustaria que abunde un poco mas sobre la parte de la Tradición por la cual se menciona el nivel espiritual de la mujer es naturalmente superior al nivel del varón. Por lo cual, el hombre es quien debe cumplir con más mandamientos, esforzarse más. En tanto que a la mujer le es suficiente con cumplir lo suficiente como para no degradarse. (Los felicito por su enseñanza, es la primera vez que entro a este sitio, si no es molestia espero que puedan enviarme respuesta a mi correo alberto_pelaez@Yahoo.com, pues no se aun utilizar… Read more »

leopoldo

En mi país hay una realidad, triste pero seria, con estadísticas del propio registro civil, los divorcios superan ampliamente a las parejas casadas, yo mismo soy divorciado, hace dieciseis años.

leopoldo

Y una de las causas ( lo afirman,sicólogos, sociólogos, que han estudiado el tema de la pareja ) se debe a que esa sujeción, lleva a la mujer al convencimiento que » su hombre» es el que le debe solucionar la vida, ser el «macho provedor, atenderla como a una reina, que no sufra nada etc…»

leopoldo

Cuando se dan cuenta que somos hombres con limitaciones, y no podemos «resolverle » la vida a nadie, que nos puede faltar el dinero para sustentar el hogar, enfermarnos, quedar sin trabajo por largo tiempo, etc se produce el quiebre

leopoldo

Y los profesionales de la salud mental, hablan de cómo se educa a la mujer desde que viene al mundo, convenciéndolas que el hombre es el ser superior, y ponon como ejemplo los cuentos infantiles: viene el príncipe azul, rescata a la doncella y ya está , la doncella fué feliz toda su vida , por estar con un hombre que es superior en todo sentido

0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x
A %d blogueros les gusta esto: