Pensamos juntos Reé al comenzar Elul

· La Torá nos pide tomar conciencia de que contamos con libre albedrío, lo que significa que estamos capacitados para escoger entre el bien y el mal. No dependemos exclusivamente del instinto, ni de los hábitos adquiridos, ni de la obediencia a los mandatos sociales; sino que disponemos de la evaluación racional de los hechos, la cual debe estar orientada por la ética (pauta espiritual). Esta última está explícita como Voluntad de Dios en la Torá y las mitzvot.
A menudo nos encontramos ante la necesidad de escoger entre actuar correctamente o no, por tanto, hemos de saber que nuestras elecciones marcan en cierta medida las consecuencias. Aunque, por ser nosotros seres limitados, en el resultado final intervienen múltiples factores que sobrepasan nuestra decisión y acción. (Devarim / Deuteronomio 11:26–32).

Ahora, si sabemos que el resultado no depende de nosotros, ¿por qué no es bueno esperar pasivamente la ayuda de lo Alto?
¿Por qué el Creador igualmente nos demanda y propone que seamos Sus socios en la tarea de desarrollar Su creación?

· Encontramos leyes sobre: adoración en un lugar central (el futuro Beit haMidkash) (12:1–28); idolatría (12:29–13:19); automutilación (14:1–2); kashrut (14:3–21); diezmos (14:22–25); remisión de deudas (15:1–11); trato de esclavos hebreos (15:12–18) y primeros frutos (15:19–23).

Si tomamos en cuenta solamente estos titulares, y ni siquiera hacemos el esfuerzo básico y necesario de estudiar su contenido, ¿cuáles son los puntos en común de todos ellos?
Si estamos atentos a que la Torá NO ES un libro religioso, ni los preceptos son reglas religiosas o rituales, ¿cómo contribuye su estudio y cumplimiento con el mejoramiento colectivo e individual?

· Son recordados elementos tradicionales de los Sheloshet haRegalim (Pesaj, Shavuot y Sucot), haciéndose particular hincapié en la solidaridad con aquellos que están en situación de desventaja social (16:1-17).

Si Dios es Todopoderoso, ¿cuál es el sentido de que existan personas necesitadas?
¿Cuál es la finalidad de ordenarnos a nosotros, los judíos, estar conscientes de las personas carenciadas y darles una mano generosa? ¡Que lo haga Él!

· El 22 y 23 de agosto de este año corresponden al Rosh Jodesh Elul.
Desde el 24 (2ª noche de Elul) los sefaradim comienzan a recitar las Selijot todas las noches/madrugadas, algunos tocan el Shofar también. En tanto que es costumbre de los ashkenazim comenzar a escuchar los tres sonidos tradicionales del Shofar todos los días hasta el 28 de Elul, a excepción también de shabatot que no se toca. Sefaradim y ashkenazim añaden al rezo “leDavid H’ Orí veishí” hasta Sheminí Atzeret. Todo esto para prepararnos para el Día del Juicio.

¿Cómo esperas prepararte para Rosh haShaná?

FavoriteLoadingAgregar a mis preferidos

Opiniones y respuestas

Debes estar identificado para publicar un mensaje: clic aqui para identificarte.

A %d blogueros les gusta esto: