Parashat Ekev: aroma del paraíso

Sobre el tema de trabajar para ser responsable, enseña la parashá, especialmente cuando menciona, más o menos, lo siguiente:

"’Si tú llegas a pensar: ‘Estos problemas son más fuertes que yo; ¿cómo los podré vencer?’, no tengas temor de ellos. Acuérdate bien de tu Elokim, que está de tu lado".

¿Qué podemos aprender de esto para nuestras vidas?
Podemos aprender que nunca hay que perder las esperanzas de que las cosas mejoren, porque los milagros existen.
Pues es una verdad que a veces el milagro lo hace Dios, pero muchas veces los milagros los hacemos nosotros.
Porque el milagro se llama habitualmente:
¡trabajar con constancia, esfuerzo y honestidad!

¡Les deseo Shabbat Shalom UMevoraj!

Moré Yehuda Ribco

Leave a Reply

Please Login to comment
  Subscribe  
Notify of
A %d blogueros les gusta esto: