Resp. 3747 – El valor de la Comunicación Auténtica

Hola querido Yehuda…
Si es asi como contas (ver aquí), yo he dormido mucho en mi vida tratando de que en los sueños pudiera arreglar algo o escapar de la realidad, llegaba a dormir mas de 12 o16 hs creo, o cuando me siento mal me trato escapar ahora tambien a traves del sueño

Me podes decir donde puedo leer mas material de estas o en el sitio
Como cambiar la forma de pensar, como lo del tartamudo, que busco en mi mente decirme pero me sale como sin fuerza pq me las digo yo sin convencimiento siento.

Me gustaria ya pensar asi lo que decis de hablar al yo autentico, no a las mascaras, no quedarme con lo de afuera, ni de mi ni de los otros.
Necesito poder expresarme sin violencia, encontrarme con mi novia de manera sincera, sin celos, sin malos pensamientos, derecho y simple como parece que lo estas proponiendo.

Gracias, te quiero mucho por todo lo que haces por nosotros con tus consejos y enseñanzas.

Daniel More
Uruguay

Shalom,
«¡Bendito el que viene en el nombre del Eterno!» (Tehilim / Salmos 118:26).
Bienvenido y gracias por enviarnos su interesante misiva.

Gracias por todas sus palabras y el cariño sincero que me expresa.

Hace tiempo enseñamos acerca de una herramienta fundamental para expresar al Yo Auténtico, para quitar escollos en la relación con el prójimo y encontrar un espejo lúcido de nuestra identidad esencial.

Esta herramienta excepcional es la Comunicación Auténtica (CA), que no explicaremos nuevamente en esta ocasión, sino que solamente esbozaremos brevemente y daremos alguna idea de cómo permite contactar con el Yo Auténtico, en lugar de con el Yo Vivido, las máscaras y cáscaras de uno mismo y del interlocutor.

Cuatro pilares sostienen la CA, y no deben ser dejados de lado, si se desea desplegar la CA apropiadamente:

  1. Expresarse con sinceridad, sencillez y claridad.
  2. Respetarse y respetar al prójimo.
  3. No tener intención de agredir ni permitir agresiones.
  4. No actuar/hablar basándose en lo que se supone que dijo o quiso decir el otro, sino preguntar.

Al hablar y oír siguiendo estas cuatro pautas se está destrabando las cáscaras y máscaras personales, y se está dirigiendo la comunicación a lo más auténtico del otro.

La sencillez, la claridad, la sinceridad brotan de detrás de las máscaras personales, no se arraigan en lo externo y falso, sino en la médula de la personalidad.
Pensemos en lo que usted menciona de tartamudear: cuanto más uno quiere dejar de tartamudear, más nervioso se pone, y más tiende a hablar con dificultad.
En vez de buscar la perfección, de vestirse con ropajes ajenos, lo mejor es expresarse como uno puede, sin imposturas, sin caretas ni maquillajes. Eso por lo pronto es un bálsamo para el tartamudeo que nace del nerviosismo.
Por otra parte, cuando se busca la claridad y sencillez, uno puede expresar con más facilidad lo que está en su interior, de modo tal de quitar presión al acto comunicativo.
Por supuesto que está lubricación del habla se incrementa con la convicción de que no se está agrediendo con lo que se dice.

Cuando se impone el respeto, se rechaza reaccionar ante los gestos y muecas de las máscaras, pues no se detiene la persona ante la apariencia, la superficialidad, sino que se adentra hacia la intimidad. Sin quebrar límites, sin forzar situaciones, sin demandar aquello que está por fuera de lo armonioso.

Las agresiones, como vimos en el texto que usted menciona, no forman parte de la esencia personal. Son costras que se van adquiriendo desde el momento del nacimiento, y se van sumando y petrificando en la persona, imponiéndose como si fuera la personalidad, siendo que en realidad no constituyen parte de su armazón auténtica y trascendente.
Cuando la expresividad se abstiene de agresividad, se aparta la violencia, entonces se quitan manchas que son ajenas pero se sostienen como propias. Ya no hay necesidad de recurrir a la violencia ni a la agresión, pues la esencia auténtica del ser se puede sintonizar con la esencia auténtica del interlocutor.

El presuponer, el actuar movido por suposiciones es fuente de numerosos altercados, disputas, rupturas, separaciones, agresiones. La suposiciones se sostienen en pautas surgidas de las máscaras, no de lo que la esencia auténtica está queriendo expresar.
Por tanto, cuando se pregunta, con el ánimo de conocer, de conectarse, se está limpiando el camino de obstáculos, se borran dificultades que están listas para atrapar al incauto que se deja guiar por las presunciones.

Pongamos un ejemplo muy sencillo de la CA en práctica.
Es una situación «impersonal», en donde no se está poniendo en juego la intimidad, la emotividad, pero que sirve como modelo de lo que pudiera ser una CA incluso en un vínculo cargado de afectividad.
La persona se sube al taxi, ¿qué hace?
1- Dice con claridad, sencillez y autenticidad hacia dónde quiere ir. Si desea llegar a la calle A esquina B, no dirá que quiere ir a C, ni que está de paso, o que no sabe qué quiere.
Será eficiente y eficaz a la hora de indicar su deseo.
2- Por supuesto que dirá la dirección de forma respetuosa, para no provocar la enemistad del taxista, ni hacer su viaje pesado, temerario, oneroso, etc.
3- Si el taxista se dirige a la persona de manera grosera, o provocativa, o conduce de manera peligrosa, es probable que el pasajero exija otra conducta, o directamente demande descender del vehículo.
4- Si el taxista toma por un camino que el pasajero supone equivocado, o que pareciera ser una treta para estirar el viaje, sin dudas preguntará por qué toma por esa ruta, siendo que no es la más ajustada. Cuando pregunta, de manera respetuosa y clara, probablemente se enterará de que el otro camino está en reparación, o por aquí hay un atajo, o alguna otra cosa, que no podía saber si no preguntaba.

Por supuesto que no se expresa por medio de la CA de buenas a primeras, sino que se debe esforzar la persona y entrenarse con constancia y perseverancia. Se debe trabajar sobre uno mismo, con tesón y confianza, sin dejarse caer ante los errores o inconvenientes por no poder aplicar la CA con facilidad.
No suele ser fácil ni cómodo exponerse, mostrar su esencia, para el que ha aprendido a esconderse detrás de máscaras. Se debe andar con cuidado, para no ser lesionado por aquellos que no quieren la CA, y escogen el camino del dolor.
Pero, si aprendemos y aplicamos la CA, estamos en el camino del gozo.

Si le quedan dudas pertinentes, hágalas llegar.

Iebarejejá H’ – Dios te bendiga, y que sepamos construir Shalom.

Moré Yehuda Ribco

 

Su apoyo constante nos permite seguir trabajando

Para enviarnos sus consultas, preste atención a las reglas de nuestro sitio,
léalas haciendo clic aquí.

Technorati Tags:

2
Leave a Reply

Please Login to comment
2 Comment threads
0 Thread replies
0 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
2 Comment authors
ketzyorah Recent comment authors
  Subscribe  
newest oldest most voted
Notify of
orah
Member

bellizimo,muy padre como dicen algunos jejej
y es tan cierto lo q’ decis!..
es un problema en la pareja q’ gralm. uno espera del otro cosas q’ el pobre ni sono y supuestam. deberia haber adivinado..y hecho
uno se cree q’ el otro lo lee sin palabras…error!!
hay q’ decir exacto lo q’ se quiere p/ q’ el otro lo lleve a cabo
con guessing no vamo a ningun lado..

ketzy
Member
ketzy

muchos deberían de leer esto. Gracias, está muy bueno el artículo.

A %d blogueros les gusta esto: