A la víbora de la mar…

Tuve la oportunidad de ver un programa de TV de los pocos que aun se puede aprender algo. Para resumir, era un veterinario brasileño en búsqueda de serpientes propias de la zona.

Lo resaltante de esto fue ver que una de las serpientes catalogada como la más agresiva, mordió al médico. Fue impresionante ver su reacción de total tranquilidad puesto que él ya conocía de antemano que dicha víbora no tenia veneno. Para demostrar que sabía lo que hacía permitió que la serpiente mordiera su mano varias veces. Y sí, nada pasó.

Quedé sorprendido por lo que vi, les cuento un par de ideas qué pensé en ese momento:

  1. El conocimiento es tranquilidad: Si sabes cómo funciona algo entonces no tendrás que preocuparte pensando en que algo distinto podría pasar.
  2. Una ley es una ley y siempre será ley: El médico pudo haber pensado que tal vez dicha serpiente extrañamente pudo haber desarrollado la capacidad de generar veneno, pero no. Él confió en el conocimiento que otros que le antecedieron le transmitieron.

Aplicando esto a nuestra vida, principalmente para quienes tenemos consciencia noajida:

  1. Las Leyes dadas a Noaj están creadas para que al vivir a la luz de ellas no tengamos por qué temer que quizás estamos haciendo lo incorrecto. Si las cumples el resultado siempre será el mismo para ti, para la próxima generación y las siguientes. Y si no las cumplimos también el resultado será el mismo que en otras generaciones.
  2. El código noajico nos fue preservado y transmitido por aquellos que han dado su vida a lo largo de la historia de la humanidad. Un pueblo que hasta hace poco fue anulado políticamente y que siempre ha sido objeto de ser anulado física y espiritualmente por no negar el conocimiento recibido hace miles de años. Así que podemos confiar en que lo que nos transmitieron en lo respectivo a nuestra espiritualidad es verdadero.

Y claro, cuidémonos de las serpientes venenosas, las hay disfrazadas de piedad, dicen “shalom amigo”, se muestran confiables y enseñan palabras maquilladas de sabiduría. Si usted sabe que alguien actúa como serpiente venenosa, qué hace ahí exponiéndose?

En palabras de nuestro Moré “mejor lejos”

Sé feliz, sé noajida.

0 0 votes
Article Rating

Jonathan Ortiz

Colaborador. Actualmente en Santiago de Chile.

Ver todas las entradas de Jonathan Ortiz →
Subscribe
Notify of
3 Comments
Oldest
Newest Most Voted
Inline Feedbacks
View all comments

Buenísimo profe.
Otra enseñanza que encuentro es el seguir estudiando para conocer, para saber, para salir de la ignorancia; porque de no hacerlo, se sigue en el automatismo miedo con su esbirro el prejuicio.

Yehuda Ribco

y quizas un pilar fundamental y poderoso es aplicar lo estudiado, no tan solo quedarse en conocer…

0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x
A %d blogueros les gusta esto: