Círculos del paraíso

Somos individuos y al mismo tiempo somos la unidad.
En el plano terrenal, ciertamente somos individuos, cada uno “habitando” un cuerpo, en un espacio y tiempo determinado.
La separación se da tanto en el ser, en la distancia así como en el lapso.
No hay manera de dejar la individualidad, en tanto apegados al mundo.

Cuando se abre nuestra conciencia al plano emocional, seguimos en separatividad, pero ya hay una posibilidad de identificarme con otro, de unirme en sintonía con lo que creemos son nuestros sentimientos en común.
Sí, hay una comunidad de sentimientos, que de cierta forma opera uniendo aunque la lejanía nos mantenga en tiempos y sitios apartados.

Al elevarnos y alcanzar la comprensión que brinda la conciencia intelectual, alcanzamos la identidad incluso en la disparidad emocional.
Podemos estar vinculados aunque el cuerpo lo impida, con desavenencias y conflictos.
Pero seguimos sintiendo y siendo la posibilidad del abandono, de la soledad.

Al elevarnos a un nivel muy difícil de despertar, el de la conciencia ecológica (que no tiene porque estar relacionado con arbolitos, paisajes naturales, o cosas similares), el tiempo se dobla y no rompe el lazo, la lejanía física desaparece, podemos vislumbrar y vivenciar la existencia en esta realidad de individuos que son solamente elementos de un organismo superior y que todo lo abarca.
Es la conciencia de los profetas verdaderos, la que está arañando con su ascenso la ciencia moderna.

Y está ese nivel supremo de unidad, en donde se reconoce la irrealidad de todo lo anterior a pesar de ser existente.
Allí donde la NESHAMÁ es, no hay otra presencia.

En nuestra vida cotidiana el EGO nos divide, al imponer bloqueos, obstáculos, dificultades, agresiones, ambiciones, y todo otro tipo de manchas que impiden el resplandor de la LUZ de la NESHAMÁ.
Es un “mal necesario”, tiene su sentido trascendente y también beneficioso.
Pero no es el punto al cual aferrarnos.
Nuestra meta es crecer en lo multidimensional, conectarnos cada vez en círculos más amplios y abarcativos, hasta llegar a la unidad esencial, cosa que no es posible en este mundo.
Para hacerlo, es imprescindible vivir plenamente, gozar de lo permitido, adquirir conocimiento, desprenderse del lastre oscuro y construir SHALOM a cada instante con obras (pensamiento/palabra/acto) de bondad y justicia.

Podemos ir despertando otros rasgos de conciencia, lo cual no solamente enciende el placer en nuestro ser limitado, sino que se amplifica a toda la realidad y nos lleva al gozo máximo posible en este mundo, lo cual conocemos como Era Mesiánica.

Comenzó la preparación de diversos seminarios de KABBALAH en varias ciudades de América y Europa, que serán dirigidos por nosotros.
Infórmate al respecto, comparte.
0 0 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
8 Comments
Oldest
Newest Most Voted
Inline Feedbacks
View all comments
Delallel

Algo por Chile???

Delallel

Cómo ayudar para que así sea?

Delallel

quiero hacerlo, no sé cómo

Delallel

se requiere de muchos gastos?

2
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x
A %d blogueros les gusta esto: