El origen del mal provocado por el humano

Desde nuestra más temprana infancia manipulamos a quienes nos rodean por medio de las herramientas básicas del EGO: llanto, grito y pataleo; de manera indirecta a través de quedarnos dormidos (desconexión de la realidad).
Con cada interacción vamos perfeccionando nuestra habilidad para manipular a aquellos que sentimos como más poderosos, y por tanto, paradójicamente desde el sentimiento de impotencia nos vamos transformando en amos de los poderosos. Esto llega hasta el disparate religioso de pretender obligar a Dios (o dioses, en la mente confundida de la mayoría de los humanos) a que cumpla con nuestros viles deseos.

El hábito de manipular se va formando con la repetición del mismo o similar acto, se va endureciendo en nuestra mente inconsciente, formando una segunda naturaleza de la cual difícilmente podremos desprendernos más adelante. Es por ello que ante el sentimiento de impotencia, no importa a qué edad, vuelven las conductas básicas del EGO: llanto, grito, pataleo y desconexión de la realidad.
Mírate, mira a tu alrededor, y comprueba la absoluta verdad de esta afirmación.

Como el niño se va desarrollando, también las conductas derivadas de esas conductas previas, así pues, el llanto pare quejas, suspiros de sufrimiento, caras de dolor, autoagresiones, etc. El grito es padre de insultos, agresiones verbales, hostigamiento, etc. El pataleo, de cualquier tipo de violencia física. En tanto que la desconexión de la realidad queda como la semilla de la cual brotan mentiras, engaños, chismes, huida, drogadicción, entre otras.

Todas estas conductas son las clásicas del EGO, el cual queda puesto al mando de nuestra vida en lugar de dejarlo que sirva para la función que debe cumplir: ser el último recurso ante situaciones verdaderas en las que sufrimos de impotencia.
Cuando el EGO queda al mando, la manipulación está presente, el miedo, la burla, la violencia, en fin, todo aquello que nos aparta de llevar una vida de poder, de manifestar que somos NESHAMÁ (espíritu, chispa Divina) en lugar de solamente un animal más en este mundo.

Si has entendido esto, conoces ahora el origen del mal provocado por el ser humano.
Te recomiendo ahora que busques el famoso experimento de Stanley Milgram y me comentes aquí cómo lo relacionas con la enseñanza que he compartido recién contigo.
Gracias.

https://serjudio.com/apoyo

https://youtube.com/yehudaribco

5 1 vote
Article Rating
Subscribe
Notify of
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x
A %d blogueros les gusta esto: