Por lo que compras/contratas

Lo que mueve a realizar ciertas compras/contrataciones o elecciones:

  • precio: para el que busca siempre la pichincha o la ventaja monetaria;
  • cantidad: para obtener más porciones, más tiempo, etc. sin tener enfocado primariamente ni el precio ni la calidad;
  • calidad: los que prefieren recibir aún menos y más caro pero sabiendo que es un producto/servicio de nivel;
  • servicio: para quienes priorizan la experiencia de compra/contratación por sobre otros factores;
  • garantía: el foco está puesto en saber que se cuenta con respuesta en caso de fallo o insatisfacción;
  • confianza: el motivo principal es la sensación de seguridad en el producto, el prestatario, el profesional;
  • respaldo: la empresa fabricante y/o intermediaria ofrece una trayectoria cierta, o en el imaginario, que favorece su elección;
  • marca: importa la presencia de la grifa en el imaginario personal y/o colectivo más que otras variables;
  • estatus: es un artículo o servicio reservado para una elite, a la cual se pertenece o se aspira a pertenecer.

Probablemente no creas que este post tenga alguna conexión directa con lo que es nuestro tema central, el crecimiento espiritual, el conocimiento de las reglas éticas inscritas en la NESHAMÁ de todo humano, la construcción de SHALOM; pero… ¡oh sorpresa! Sí, es parte de nuestra temática.
¿Te animas a comentar explicando esto?
Gracias.

FavoriteLoadingAgregar a mis preferidos

Opiniones y respuestas

  1. Netanel (385) ‍‍9/03/18 - 22 Adar II 5778 {Link}
    A mi en lo personal me sirve.
    Asi como todo conocimiento que me lleva a comprender mejor el mundo en el que vivimos.
    Y es que la gente suele definir lo material como el mundo en el que vivimos, los objetos, lo vivo, lo palpable y tangible. Y lo espiritual como algo abstracto, como un humo, algo difícil de definir.
    Pero la verdad es que el 90% de la vida que vivimos es según esto espiritual.
    El hecho que una persona vea simetría, o belleza, en un paisaje, construcción. El hecho que veamos el mundo categóricamente, con nuestras propias definiciones, colores. Cuando vemos por ejemplo una mesa. Mi perra Luna, solo ve un pedazo de madera, no sabe que es, para que se usa. Y yo veo una mesa de Algarrobo blanco, Prosopis Alba, árbol oriundo de X lugar, probablemente según las dimensiones, de X anos, de tal o cual medida, pesara entre tanto y tanto. Sirve para X personas.
    El habla x ejemplo, el hecho que una persona emite sonidos, que nosotros les hemos dadosignificado, y a través de esto lo comprendemos, y se puede expresar. Nos podemos comunicar. Lo que se conoce como la revolución cognitiva.
    O lo escrito por ejemplo. Una mancha con forma específica sobre un papel. Y es eso lo que es. Y nosotros dotamos esa mancha de sentido, de significado, de vida. De aquí que quien lee un texto lo hace vivir. Ya que antes de leerlo era una mancha, algo muerto. Y ahora es una idea.
    Otro punto importante es que vivimos según fe. Es decir, todo conocimiento que tenemos no es 100% seguro, sino que nosotros nos apoyamos en que seguramente es así. Esto en la halajá se denomina “Jazaká”, es decir seguramente lo que vemos o sucedió es así.
    Un billete por ejemplo no realmente tiene valor. Es un documento, un papel, firmado por el banco central que nos dice que ese papel vale X peso en oro. Y puede que ese oro no exista. Pero nadie va a poner en duda que el dinero funciona. Más allá que en si es solo papel.
    No tenemos certeza que realmente exista un universo, o la luna. O que realmente la historia es como nos la cuentan. No podemos estar 100% seguros que realmente hubo una revolución francesa, o la emancipación, o la revolución industrial. Nos apoyamos, creemos, que si hubo, y fue tal como los libros de historia nos cuentan. La Gemara en Nazir, cuenta por ejemplo que el padre de una persona no es seguro 100% que es el padre, sino que hay “jazaká” que es el padre. Así lo mismo en la vida de uno. Yo creo que una película que ejemplifica muy bien esto es “Truman Show”, quien no la vio, la recomiendo.
    El punto es que no existe un significado absoluto en el mundo. sino que nosotros elegimos que significado darle al mundo en general, y particular nuestro. Nosotros elegimos que ver, que sentir, a que temer. Puede que una persona vea cosas no reales, y tema de cosas que no realmente están allí.
    Y para concluir, como el artículo tiene que ver con la vida “espiritual”, concluyo que al ser que nosotros dotamos a nuestro mundo de significado, mientras más nítido y claro veamos al mundo, y mientras más lo entendamos, llevaremos una vida más plena, y más clara.
    Mientras más claras estén las ideas en nuestra mente, más claro hablaremos y las expondremos, y más claro veremos al mundo.
    Mientras más conozcamos y entendamos al Mundo, más comprenderemos al Creador del Mundo. Tal como Maimoides escribe al principio de Hiljot iseode Hatorá.
    2

Debes estar identificado para publicar un mensaje: clic aqui para identificarte.

A %d blogueros les gusta esto: