Resp. 3528 – Servir con alegría al Eterno

Apreciado More, shalom
Necesito me enseñe sobre lo siguiente
El texto es Deuteronomio 28; 47 dice asi: «Por no haber servido al Eterno tu Elokim con alegria y Gozo de corazon por la abundancia de todo,»
Mi pregunta es
1- ¿Como ha de hacerse el servicio al Eterno?
2- ¿Cual es el merito y recompensa de actuar conforme a lo que Dios manda?
3- ¿Que significa aqui alegria de corazon?
Le agradece y saluda
Norma Medina
Chile

Shalom,
«¡Bendito el que viene en el nombre del Eterno!» (Tehilim / Salmos 118:26).
Bienvenida y gracias por enviarnos su interesante misiva.

Respuestas en su orden:

1- Toda persona debe servir al Eterno de dos maneras: con reverencia y con amor.
Con reverencia, pues Él es el Rey de reyes, el Juez supremo.
Con amor, pues Él es el Padre celestial, Quien con amor infinito creó el universo y lo sostiene en existencia.
Si ambas virtudes se conjugan correctamente, nace el «gozo del corazón». Sobre esto lea la tercera respuesta.

2- ¿Es que debemos servir al Rey y Padre para obtener algún beneficio personal?
No es ese el pensamiento correcto para quien desea ser fiel al Eterno, pues demuestra que no se Lo reverencia, ya que se lo sirve a cambio de un sueldo; tampoco se Lo ama, pues se está «negociando» el servicio.
El fiel sirve a Dios porque eso es lo que la persona debe hacer, y no espera NADA a cambio.
Como consecuencia de este genuino amor y reverencia, de este servicio desinteresado, el Eterno retribuye con gozo espiritual para la Posteridad, para la vida eterna.
Parece paradójico, pero no lo es.
Aquel que sirve sin buscar el premio, es quien finalmente recibe el mayor premio.
El que sirve a cambio de un premio, recibe el «pago» justo por su buena acción, pero no recibe un «premio».

3- El gozo del corazón es la confianza en que TODO lo que hace Dios es para bien, aunque no lo podamos comprender, aunque derramemos lágrimas, aunque parezca que nada tiene sentido.
Ese gozo es el tener la certeza de que TODO está dentro del Plan de Dios, y por tanto, aunque no lo podamos percibir, estamos siendo bendecidos desde Arriba. De nosotros depende no desmerecer esa bendición trasnformándola en pesar.
Por supuesto que alcanzar este grado de confianza en el Eterno no es sencillo, que se precisa un gran entrenamiento y dedicación, una entrega intensa, pero que sin dudas está dentro de la capacidad espiritual de cada ser humano.
Compruebe lo que dice el pasaje que usted misma cita: «la abundancia de TODO«, esa es la bendición desde Arriba… encontremos la confianza, a través de la fidelidad compuesta de nuestros actos de reverencia y amor, para reconocer esa abundancia de TODO, y gozar a plenitud (incluso en el dolor).

Si le quedan dudas pertinentes, hágalas llegar.

Iebarejejá H’ – Dios te bendiga, y que sepamos construir Shalom.

Moré Yehuda Ribco

 

Para enviarnos sus consultas, preste atención a las reglas de nuestro sitio, léalas haciendo clic aquí.

Technorati Tags:

Leave a Reply

Please Login to comment
  Subscribe  
Notify of
A %d blogueros les gusta esto: